Mi lista
29 de September de 2007 | Lecturas
Print Email
There are no translations available.

hogarthCharles Addams, Almada Negreiros, Mauricio Amster, Apa, Sergio Aragonés, Gerd Arntz, Eduardo Arroyo, Atak, Bagaría, Arturo Ballester, Rafael Barradas, Salvador Bartolozzi, Glen Baxter, Aubrey Beardsley, Max Beckmann, Peter Blake, Blanquet, R.O. Blechman, Bon, Pierre Bonnard, J. Borges, Mário Botas, Alberto Breccia, Pieter Brueghel, Wilhelm Busch, Jacques Callot, Josef Capek, Al Capp, Caran d'Ache, Jacques Carelman, Castelao, Cesc, Guillem Cifré, Sue Coe, Miguel Covarrubias, Shinta Cho, Chumy Chúmez, Seymour Chwast, Nicole Claveloux, Paul Cox, George Cruikshank, Robert Crumb, Honoré Daumier, Jack Davis, Kim Deitch, Fortunato Depero, Otto Dix, Gustave Doré, Henrik Drescher, Mort Drucker, Albrecht Dürer, Sophie Dutertre, Heinz Edelmann, Will Eisner, Fam Ekman, Mohieddin Ellabbad, El Cubri, Bill Elder, El Roto, Klaus Ensikat, James Ensor, Wolf Erlbruch, Max Ernst, Sara Fanelli, Lyonel Feininger, Flaxman, Jim Flora, Jean-Michel Folon, André François, Fred, Fresno, Shigeo Fukuda, Daniel Gil, James Gillray, Gin, Ricard Giralt Miracle, Milton Glaser, Lorenzo Goñi,  Edward Gorey, Marcel Gotlib, Francisco Goya, Grandville, George Grosz, Olaf Gulbransson, Matti Hagelberg, George Hardie, George Heartfield, Enrique Herreros, George Herriman, Hiroshige, Al Hirschfeld, William Hogarth, Hokusai, Brad Holland, Jacovitti, Benoît Jacques, Al Jaffee, Janosch, Ana Juan, K-Hito, Toshiya Kobayashi, Václav Kabát, Paul Klee, Heinrich Kley, Max Klinger, Fernando Krahn, Alfred Kubin, Frantisek Kupka, Harvey Kurtzman, Josef Lada, Diego Lara, Edward Lear, Vladimir Lebedev, Suzy Lee, Fernand Léger, Loredano, Winsor McCay, Javier Mariscal, Don Martin, Frans Masereel, Francisco Meléndez, Leopoldo Méndez, Ever Meulen, Alois Mikulka, Mingote, Victor Moscoso, Bruno Munari, José Muñoz, Eduardo Muñoz Bachs, Peter Newell, Carlos Nine, Xavier Nogués, Jockum Nordström, Opisso, Oski, Kveta Pacovská, Gary Panter, Jules Pascin, Rafael de Penagos, Tullio Pericoli, Volker Pfüller, José Guadalupe Posada, Hugo Pratt, Manuel Prieto, Miguel Prieto, Abel Quezada, Quino, Raúl, Paula Rego, Reiser, Josep Renau, Serafín Rojo, Vicente Rojo, Felicien Rops, Hermenegildo Sábat, Miroslav Sasek, Jirí Salamoun, Savignac, Gerald Scarfe, Ronald Searle, Segar, Sempé, Javier Serrano, Ben Shahn, Ismael Smith, Janusz Stanny, Ralph Steadman, William Steig, Saul Steinberg, Art Spiegelman, Joost Swarte, Franciszka Themerson, Hans Ticha, Henrik Tomaszewski, Tono, Rodolphe Töpffer, Roland Topor, Joaquín Torres-García, Isabelle Vandenabeele, Manuel Vázquez, Henning Wagenbreth, Hendrik Nicolaas Werkman, Willem, Xaudaró, Zapata, Ottfried Zielke

¿Quién es toda esta gente?

Su trabajo, como el de los escritores, se encuentra en los libros. Sus nombres ocupan un lugar en la biblioteca de lector que inicié de niño y que contiene volúmenes que pertenecieron a mi padre y a mi abuelo. ¿Cómo deberíamos referirnos a ellos? No sabemos si preferirían que se les llamase ilustradores, dibujantes, grabadores, grafistas, diseñadores, diagramadores, maquetistas, portadistas, tipógrafos, fotomontadores, collagistas, cartelistas, caricaturistas, historietistas, humoristas gráficos –¿moneros?– o narradores visuales, porque quienes se ocupan de las imágenes impresas y del aspecto visual de los libros poseen intereses variados y practican una multiplicidad de oficios. Algunos nombres suenan más porque escaparon de los márgenes del libro y fueron acogidos por el mercado del arte; llegaron a ser personajes famosos, o como ahora decimos, artistas de prestigio. El resto sigue habitando en esos cofres que muchas veces son los libros, aguardando a que alguien los libere del encantamiento que los ha condenado a permanecer por años encerrados y apartados de la gente.

¿Qué sabemos hoy de estos autores? ¿Dónde se encuentran estos libros? ¿Qué ha sido de sus lectores?

Conocer las obras y reconocer los nombres no puede ser simplemente una cuestión de información y de cultura general o libresca, es algo más importante. Estos (y otros muchos) artífices de libros deberían ser también nuestros maestros, como lo son los escritores que admiramos y que fueron sus contemporáneos. Parece que no les hacemos demasiado caso, hasta el punto de haber permitido que muchos de ellos sigan hoy completamente ignorados, pero la lectura de las imágenes que han producido los mejores de su oficio debería ser la que educara el gusto de los lectores, en especial de los más jóvenes, y el camino mejor, el único posible, para dotar a los que aspiran a convertirse en profesionales de la ilustración y de las artes del libro de un vocabulario gráfico que, por encima de recursos técnicos y de estilo, acabe constituyendo un auténtico lenguaje.

Copio aquí estos nombres sólo por el gusto de verlos reunidos, para comprobar también hasta qué punto son recordados o han sido olvidado por los lectores y, naturalmente, para dejar a amigos y curiosos un testimonio de mis preferencias.

Vicente Ferrer

Artículo publicado en el libro Palabras por la lectura, coordinado por Javier Pérez Iglesias y editado en 2007 por la Consejería de Cultura de la Junta de Castilla-La Mancha.
Ilustración de William Hogarth:
Characters and Caricaturas (1743).